En acciones distintas, a través del trabajo operativo que realizan oficiales de la Policía de Investigación adscritos a la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE), se recuperaron tres vehículos, dos de ellos con reporte de robo y uno con huellas de desvalijamiento.

La primera acción se concretó cuando los oficiales de la Policía de Investigación realizaron recorridos de vigilancia sobre la carretera México-Veracruz, a la altura del municipio de Calpulalpan, cuando tuvieron a la vista un vehículo tipo sedán, marca Mercedes Benz color blanco, con placas particulares del estado de Hidalgo, el cual se encontraba sobre el acotamiento.

Por esta razón, los investigadores decidieron realizar una revisión precautoria de la unidad y se percataron que se encontraba sin tripulante y con huellas de desvalijamiento.

En una acción distinta, los oficiales al circular sobre la colonia El Alto, en el municipio de Chiautempan, tuvieron a la vista un vehículo marca Mercury, tipo Villager, color verde, el cual se encontraba mal estacionado y en calidad de abandonado.

Con esta información, los investigadores decidieron cotejar en las diferentes bases de datos el estatus legal de la unidad, la cual arrojó que cuenta con reporte de robo en el Estado de México desde 2008.

En una tercera acción, el propietario de una camioneta marca Toyota, tipo Hiace, color blanco, solicitó la intervención de los oficiales a quien les comentó que su unidad fue robada en el municipio de Santa Isabel Xiloxoxtla y que días después la ubicó en el Barrio de Xitototla, del municipio de Zacatelco.

De esta manera los oficiales se trasladaron al lugar referido donde ubicaron la unidad la cual fue reconocida por el propietario.

Por estos hechos, las unidades fueron aseguradas y puestas a disposición del Agente del Ministerio Público para los trámites necesarios y su posterior devolución.