Con el objetivo de reducir el tiempo de entrega de vehículos a las concesionarias de las marcas del Grupo Volkswagen, Volkswagen de México ha puesto en marcha un programa de traslado directo, del puerto de importación a las instalaciones del concesionario.
 
Con esta acción, la armadora alemana no solo hace más eficientes sus procesos de traslado de vehículos, impactando en la satisfacción de sus clientes con un menor tiempo de espera para recibir su nuevo auto, sino que con un menor número de traslados contribuye al objetivo estratégico de des-carbonización de Volkswagen hacia el año 2050.

La Doctora Lehmann, quien tiene bajo su responsabilidad las actividades de Planeación de Transporte y Logística de Vehículos, destacó que en el envío de las primeras unidades bajo este nuevo esquema se observó una reducción del 83 por ciento en su tiempo de traslado.

Las primeras marcas en participar en este nuevo esquema de traslado fueron Porsche, SEAT y CUPRA, durante el mes de marzo; mientras que en abril se incorporaron unidades de las marcas Audi, Volkswagen y Volkswagen Vehículos Comerciales.