La agencia espacial estadounidense divulgó el viernes (7 de mayo) nuevas imágenes grabadas por su robot explorador Perseverance mientras el pequeño helicóptero Ingenuity realizaba su cuarto vuelo el 30 de abril, esta vez acompañado de un registro de audio.

El video de casi tres minutos de duración comienza con el ruido del viento que sopla a través del cráter Jezero, donde Perseverance aterrizó en febrero en una misión para buscar signos de vida microbiana antigua.

Marte es más silencioso que la Tierra

Los ingenieros de la misión no estaban seguros de que conseguirían captar el sonido del vuelo, dado que Perseverance se hallaba estacionado a 80 metros del lugar de despegue y aterrizaje de Ingenuity.

La atmósfera marciana tiene aproximadamente un 1% de la densidad de la de nuestro planeta, lo que hace que todo sea mucho más silencioso que en la Tierra.

"Es una muy buena sorpresa", dijo David Mimoun, profesor de ciencia planetaria en el Instituto Superior de Aeronáutica y del Espacio (ISAE-SUPAERO) en Toulouse, Francia, y director científico del micrófono de la SuperCam Mars.


Grabación "será una mina de oro"

De manera similar, explicó Mimoun, la nueva grabación del vuelo de Ingenuity "será una mina de oro para nuestra comprensión de la atmósfera marciana".

Además de tener un volumen más bajo, los sonidos emitidos en Marte viajan más despacio que en la Tierra debido a las frías temperaturas, de unos -63 grados Celsius en la superficie.

Así, la velocidad del sonido en aquel planeta es de unos 240 metros por segundo, comparada con los alrededor de 340 metros por segundo en la Tierra. La atmósfera de Marte, compuesta en un 96% de dióxido de carbono, tiende a absorber los sonidos de tonos más altos, por lo que solo los de tonos más bajos consiguen recorrer largas distancias.



F. DW