Media centena de profesores de educación física se manifestaron la tarde de este miércoles en la Unidad de Servicios Educativos de Tlaxcala (USET) y pidieron la destitución del director del departamento, Carlos Chocolat Durán.

Los quejosos acusaron al directivo de favorecer a sus más allegados, incrementándoles horas clase y dándoles preferencia en trámites académicos, por ello se dijeron hartos de estas anomalías.

No toleramos que haya preferencias, queremos piso parejo para todos, lo que buscamos es incremento a nuestro trabajo, tenemos ganas de trabajar, estamos comprometidos con nuestra profesión, pero necesitamos que las autoridades nos brinden su respaldo y nos abran las puertas”, denunciaron.

Explicaron que varios maestros realizaron desde el año pasado el exámen de oposición para obtener más horas de trabajo, sin embargo no les han dado resultados y mucho menos les han asignado este beneficio.

Una comisión fue recibida por la titular de Educación Básica, Reina Maldonado, para dialogar y resolver su inconformidad.